Nick Nolte, de 77 años, salió este domingo a hacer algunas compras en Malibú, pero, aparentemente, desechó la idea de cambiarse de ropa para estar en público.

(The Grosby Group)
(The Grosby Group)

El protagonista de El príncipe de las mareas fue al supermercado con un pantalón de pijama y una camisa a cuadros. Completó su aspecto desprolijo con el pelo revuelto y una barba crecida.

(The Grosby Group)
(The Grosby Group)
(The Grosby Group)
(The Grosby Group)

No es la primera vez que el actor luce con un look desaliñado por las calles de California.

(The Grosby Group)
(The Grosby Group)
(The Grosby Group)
(The Grosby Group)

La vida de Nolte ha estado llena de altibajos, pero tocó fondo en 2002, cuando fue arrestado por conducir imprudentemente bajos los efectos de estupefacientes.

"Mi pelo salvaje, la expresión desconcertante de mi rostro. Parecía un loco que se había escapado del manicomio", así describió su foto policial, que se convirtió en un fenómeno viral.

Tras ese episodio, el tres veces nominado al Oscar ingresó en una institución psiquiátrica para tratar sus problemas con las adicciones.

Hoy vive sin excesos y tiene una vida sana. Sus días los dedica a la crianza de su hija menor, Sophie, de diez años, fruto de su relación con su compañera, Clytie Lane.

LEA MÁS: